Los empresarios y directores deberían ser un poco más filósofos ¿Por qué? ¿Para qué?

En esta serie de 5 publicaciones compartiré contigo algunas estrategias con las que exitosamente estamos ensanchando las habilidades directivas de empresarios y directores de empresa.

Esta es la primera publicación, empecemos con los cimientos…

El Expertise es un principal problema en la formación directiva de empresarios y directores de empresa, la mayoría cuentan con una experiencia y conocimiento amplio de su negocio y piensan que ya dirigen profesionalmente por ello.

El problema con esta forma de pensar es que en realidad es muy difícil ensanchar las habilidades directivas y dirigir plenamente (al menos que seas un talentoso Jack Welch), pero lo que nadie se detiene a pensar es que dirigir la empresa es una tarea de formación directiva.

¿POR QUÉ?

Porque… descubres que la filosofía de la acción directiva es la única que resuelve los aspectos relacionados al ‘ser y quehacer’ del empresario y director de empresa. Desenmascarando tus intereses, pasiones humanas, tu experiencia, tus problemas y deseos, entonces descubres tu PORQUE como director y te abres nuevos horizontes.

¿PARA QUÉ?

Para que… se ensanchen las habilidades directivas con cualidades humanas propias de la tarea de dirigir de quienes hacen cabeza en la empresa, para hacer empresas que trasciendan y perduren, y no estén sometidas al vaivén de los tiempos y humores.

EL FONDO

En situaciones de decisiones críticas, los directores tienen que abrirse a conocimientos o disciplinas que antes quizás no le ocupaban -como la filosofía-. Pero cuando la decisión crítica es muy honda, al empresario y director de empresa no le basta asomarse a la economía y negocios. Llega un momento en que ambos saberes se nos muestran carentes de fundamentación.​

Te pregunto: ¿qué harías tú ante decisiones vitales de negocio?​

¿Recurrir a tu experiencia previa? ¡NO BASTA! ​
¿Contratar un consultor externo para resolver la decisión? ¡NO BASTA! ​
¿Delegar la decisión o acudir a otros directores? ¡NO BASTA! ​

Hay que ir al fondo. El fondo es el hombre.

En la siguiente publicación (la número 2 de 5) te compartiré la estrategia de abrirte nuevos horizontes y elevar miras como director de empresa.

Cordialmente,

Miguel Sierra Canto
Director General
EXAMPLARE Director



Dejar un Comentario